Empresas en Costa Rica son reconocidas por buenas prácticas de integración de personas refugiadas.

viernes 20 junio 2014 08:00 Antiguedad: 26 days

Vivir la Integración: Programa de Responsabilidad Social Empresarial de Apoyo a personas refugiadas

SAN JOSÉ, Costa Rica, 20 de junio de 2014 (ACNUR) – En el marco del Día Mundial del Refugiado, 36 empresas e instituciones recibieron el reconocimiento Vivir la Integración por sus buenas prácticas para facilitar la integración de las personas refugiadas en Costa Rica. Las organizaciones llevaron a cabo procesos de contratación de personas refugiadas en sus puestos vacantes, campañas de sensibilización a lo interno, capacitación técnica y en habilidades blandas y contratación de mujeres refugiadas.

Las personas refugiadas son aquellas que han sido forzadas a dejar su país porque su vida, su seguridad o la de sus familiares corre peligro, debido a un conflicto armado, persecución o por ser víctimas de graves violaciones de sus derechos humanos.

“En el Día Mundial del Refugiado, se conmemora el valor de las personas que reconstruyen sus vidas en un nuevo país que les brinda protección. En Costa Rica, este año se reconoce el trabajo de varios actores, empresas privadas y sector público, que están apoyando a las personas refugiadas a integrarse plenamente en la sociedad. Es una situación ganar-ganar que además hace de Costa Rica un país modelo en materia de integración”, dijo Roberto Mignone, Representante ACNUR Costa Rica. 

Vivir la Integración es una alianza público-privada que busca estimular el desarrollo de acciones empresariales, enmarcadas en estrategias de Responsabilidad Social, para promover la inserción laboral de las personas refugiadas en Costa Rica. Vivir la integración es un programa que cree que el acceso equitativo al empleo y el apoyo al emprendimiento es la base de la integración de las personas refugiadas y solicitantes de esta condición. 

La iniciativa es impulsada por la Asociación Empresarial para el Desarrollo (AED), la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME), la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) y la Asociación de Consultores y Asesores Internacionales (ACAI). 

Como parte de Vivir la Integración, se acompaña a las empresas en la incorporación de estrategias y acciones para la integración de las personas refugiadas en sus negocios. Este año por primera vez, se presentó el reconocimiento para visibilizar los esfuerzos y avances de las empresas y motivarlas a fortalecer estas labores. 

“Las personas refugiadas pueden aportar muchísimo al talento de las empresas.  Son personas que por su experiencia de vida han adquirido valiosas habilidades para el trabajo. Son innovadoras, emprendedoras y leales. Una empresa que apuesta por contratar a personas refugiadas está invirtiendo en diversidad y esto es un factor de competitividad y sostenibilidad para cualquier organización”, expresó Silvia Lara Povedano, Directora Ejecutiva de AED.

Las organizaciones tuvieron la oportunidad de postular en 6 diferentes categorías y demostrar por medio de evidencia fotográfica, audiovisual y documental su compromiso con las personas refugiadas. Un jurado, formado por representantes de todos los miembros de la alianza, revisó las aplicaciones y seleccionó a las compañías reconocidas. 

Las empresas reconocidas son: Aporta Soluciones, Ace Global, Asociación de Empresarios Colombianos (AECOL), Banco de Costa Rica, Barceló San José Palacio, Beway Business Advisors, Cámara de Comercio de Costa Rica, Central de Mangueras, De Pe a Pa Mercadeo, Gran Hotel Costa Rica, Agencia Datsun, Musmanni, Grupo Nación (elempleo.com), Hewlett Packard, Human resources consultants network, Innovaplant de Costa Rica, Intersite, Logosoft, Pequeño Mundo, Manpower, Panadería la Espiga Dorada, Proexport Colombia, Punto de Moda, Columbia & Outdoors, Search, Sodexo, Soluciones Creativas Empresariales, Startek International, Subway, SYKES, ULACIT, Universidad para la Paz y Vital Uniformes. Además tres instituciones públicas recibirán un homenaje especial por las acciones que han llevado a cabo a favor de la inserción laboral de las personas refugiadas: el Instituto Nacional de Aprendizaje, la Caja Costarricense del Seguro Social y la Municipalidad de Desamparados. 

“La alianza y compromiso de diferentes sectores de la sociedad ha sido una estrategia innovadora para enfrentar los desafíos de integración laboral de la población refugiada y solicitantes de la condición de refugiado.  Es valioso reconocer la importancia de esta población para el desarrollo del país”, dijo Gloria Maklouf, Directora de ACAI. 

El galardón Vivir la Integración será entregado de manera anual con el objetivo de promover y reconocer a las organizaciones públicas y privadas que se sumen a este reto país.

“La integración de las personas refugiadas al ámbito laboral costarricense debe verse como un proceso natural y no un tema de excepción solamente, la selección de este tipo de personal debe realizarse por sus talentos y habilidades con especial reconocimiento a la particular condición migratoria de una persona refugiada, de ahí la importancia de destacar la iniciativa de estas empresas que ya son ejemplo para otras”, indicó Kathya Rodríguez Araica, Directora General de Migración.

Unos 40 millones de personas en el mundo son víctimas del desplazamiento forzoso. Solo en Costa Rica, viven miles de personas refugiadas de más de 40 diferentes nacionalidades, la mayoría procedente de Colombia, Venezuela y otros países centroamericanos Cada año se dan alrededor de 1000 nuevas solicitudes de esta condición en el país.

Acerca de Vivir la Integración

Vivir la Integración nace de una alianza público-privada que promueve la inserción de las personas refugiadas al mercado laboral y, a través de esto, su integración en la sociedad costarricense. El programa está conformado por organizaciones que trabajan la materia de protección a personas refugiadas y responsabilidad social empresarial, así como la institución rectora nacional en el tema migratorio: la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), la Asociación Empresarial para el Desarrollo (AED), la Dirección General de Migración y Extranjería y, la ONG local, la Asociación de Consultores y Asesores Internacionales (ACAI). 

Vivir la integración es un programa que cree que el acceso equitativo al empleo y el apoyo al emprendimiento es la base de la integración de las personas refugiadas y solicitantes de esta condición. Vivir la Integración pretende motivar a que empresas desarrollen programas de Responsabilidad Social Empresarial (RSE), que apoyen la integración de las personas refugiadas en Costa Rica. Apoyar la integración de las personas refugiadas contribuye al desarrollo y el bienestar de estas personas, sus familias, las comunidades y la sociedad costarricense.  Además al promover la diversidad y la inclusión en las empresas, fomenta un mejor clima organizacional, que a la vez puede favorecer la productividad.

Vivir la Integración pretende favorecer principios establecidos en el marco legislativo costarricense, específicamente en la Ley General de Migración, la cual determina que la migración es un tema de interés público para el desarrollo del país y, por lo tanto, que se debe fomentar la integración de las poblaciones extranjeras.

ACNUR

 

FaLang translation system by Faboba