Urge albergue para migrantes

Vienen de Guerrero, Puebla y Oaxaca a trabajar en la Heroica

El Sol de Cuautla. 5 de octubre de 2013

Sergio Bahena S.

Cuautla, Morelos.- Ante el lamentable y deplorable estado que sufre más de un centenar de indígenas migrantes de los estados de Guerrero, Puebla y Oaxaca que llegan a Cuautla para colocar artesanías y sobreviven con la venta de chicles, urge un albergue donde puedan pernoctar y recibir alimentos de manera gratuita, así como talleres para dignificar su situación, consideró el Director de Asuntos Indígenas municipal, Tomás Uspango Palacios, quien reconoció que por desgracia muchos de ellos enfrentan adicciones como el alcoholismo y la drogadicción.

En los parques y jardines de la ciudad así como en los cruceros de las avenidas importantes de Cuautla se puede observar a decenas de indígenas migrantes que tratan desesperadamente de obtener alguna limosna o colocar chicles y golosinas para poder subsistir, y, que, en el mejor de los casos, viven hacinados en cuartos de vecindades, sin ningún tipo de servicio, y otros que de plano duermen a la intemperie, llevando consigo a decenas de chiquillos, pues no tienen más opciones.

También a estos indígenas mirantes, en especial de Guerrero y Oaxaca, se les puede ver alcoholizados por lo que arrastran adicciones que no los dejan salir de esta situación..

Por ello destacó el representante de Asuntos Indígenas del municipio que es preciso buscar recursos destinados a los indígenas y así poder ubicar un albergue donde se puedan refugiar por las noches, sobre todo que puedan contar con alimento y que los niños no sufran penalidades ni hambre, puesto que la mayoría evidencia un alto grado de desnutrición.

Señalo Tomás Uspango que por desgracia todavía hay mucha discriminación entre la ciudadanía, muchos los ven como verdaderos parias o lacras y, al no poder expresarse en el idioma español, se crea una berrera más profunda y evidente, por lo que además urge un censo de estas personas que como se dojo son migrantes y que unas semanas se establecen en el estado de Morelos y luego se van a otras ciudades en busca de mejores horizontes de vida, pero que hay una población constante que sobrevive en Cuautla, por lo que la atención deberá ser para estas personas.

Una de las demandas de los indígenas migrantes es precisamente contar con atención médica, al enfrentar muchos de los hijos enfermedades crónicas como la desnutrición, males de la vista, de la piel y en los ojos y que por desgracia están solos en esta lucha que es por demás desgastante y que pondrá atención para poder resolver en la medida de lo posible la atención mínima a que todo mexicano tiene derecho.

FaLang translation system by Faboba